Aileen Wuornos, mató a 7 hombres con una pistola calibre 22

 Aileen Wuornos, mató a 7 hombres con una pistola calibre 22

Por Sofía Nederr- La estadounidense Aileen Wuornos, nacida en 1956, figura en la lista de los criminales más famosos del mundo tras asesinar entre 1989 y 1990 a un total de 7 hombres. Todos los homicidios fueron realizados con armas de fuego y constituyeron a la causa de que Wuornos fuese ejecutada por inyección letal el 9 de octubre de 2002.

La primera de las víctimas fue Richard Mallory, cuyo cuerpo fue hallado la víspera de navidad de 1989 en los bosques de Daytona Beach (Florida). El hombre presentó tres impactos de una pistola calibre 22.

Al igual que las otras 6 víctimas, Mallory era un hombre de mediana edad. Aunque durante el proceso judicial se le acusó de 9 asesinatos, Aileen Wournos confesó haber cometido 7. Durante su comparecencia ante el tribunal, la mujer afirmó más de 70 veces que sus acciones se suscitaron en defensa propia porque los hombres que asesinó intentaron violarla.

A Aileen la criaron sus abuelos, Lauri y Britta Wuornos. La mujer que fue investigada junto a su amante, Tyria J. Moore, era la hija de una mujer adolescente que no supo asumir su maternidad.  Tampoco tuvo suerte con sus abuelos: El abuelo comenzó a abusar de ella desde temprana edad y la abuela era una mujer muy violenta que padecía severos problemas de alcoholismo. A los 15 años, la futura asesina quedó embarazada y terminó dejando a su hijo recién nacido en un hogar de Detroit.

Un historial de crímenes

Antes de ser procesada por asesinato, Aileen Wuornos tuvo un historial de delitos. En su expediente destaca que, en 1974, bajo el alias de Sandra Ketsch, la mujer fue encarcelada en Colorado por conducir ebria y disparar una pistola calibre 22 desde un vehículo en movimiento. 7 años más tarde, en 1981, regresó de nuevo a la cárcel, en Florida, por robar a mano armada una tienda; estuvo detenida 13 meses. Posteriormente siguieron varios delitos como la falsificación de cheques.

Luego de su trágica juventud, Aileen comenzó una vida delictiva que la llevó hasta la prostitución, un oficio que le proporcionó fatales consecuencias.

De carácter irritable, Aileen Wuornos se tropezó en un bar de Daytona a una joven que sería su gran amor: Tyria Jolenne Moore. Corría 1986 y la mujer inició un romance con la chica, a la que le llevaba pocos años, buscando alivio para su soledad. Sin embargo, la pasión se desvaneció y se convirtieron en amigas inseparables.

La dupla hizo una sociedad de delitos que condujeron a una a cometer asesinatos a hombres y a la otra a respaldarla en sus crímenes. Hasta que en 1991 se acabó el juego cuando Wuornos fue detenida en un bar de Harbor Oaks y Moore aceptó cooperar con la policía. Desde un comienzo, el FBI tuvo la sospecha de que los crímenes habían sido perpetrados por una o dos mujeres con rasgos de asesinas en serie.  Pero no fue sino hasta diciembre de 1990 cuando se obtuvieron los primeros retratos hablados de la posible pareja de asesinas en serie.

Aileen Wuornos fue sentenciada como culpable de homicidio, en primer grado, el 27 de enero de 1992 y, tres días más tardes, condenada a morir ejecutada. Durante el proceso en su contra, activistas contra la pena de muerte rechazaron la medida bajo el argumento de que la criminal no estaba sana mentalmente, de allí su petición de que en vez de asesinarla fuese recluida en un centro psiquiátrico de por vida.

Esta dama se convirtió en la segunda mujer en ser ejecutada en el estado de Florida después de 1976, cuando Estados Unidos restableció la pena de muerte. Antes que ella, ese mismo destino lo tuvo una mujer que envenenó a su marido: Judy Buenapo.

“Me corre tanto odio por las venas que, si me dejan viva, aunque sea cumpliendo cadena perpetua, mataré otra vez”, dijo Wuornos durante su juicio. 

Una vida oscarizada

La película “Monster” (2002) se basó en la vida de Aileen Wuornos y otorgó a la actriz sudafricana Charlize Theron, quien obtuvo un Oscar por su interpretación. Para meterse en la piel de la criminal, la interprete Theron investigó su pasado para comprender sus actuaciones, logrando emular los sentimientos de frustración y rencor que poseía.

Para dar más credibilidad en el rol, Theron aumentó cerca de 15 kilos, usó prótesis tanto en la cara como en partes del cuerpo, y una prótesis dental.

La Bola De Fuego

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

creado por: low-cost-web.com - Diseño Web